En Sincelejo un ASESINO quiere ser alcalde.

En la historia democrática de Colombia son muchos los delincuentes que han logrado llegar a cargos de elección popular, Pablo Escobar fue representante a la cámara, Kiko Gómez gobernador de la Guajira y Alvaro “ el gordo “ García senador de Sucre, en todos estos casos hay un común denominador el poder corruptor del dinero que logró manipular la voluntad del pueblo.

En esta ocasión el peligro asecha a Sincelejo, un asesino quiere ser alcalde, Andrés Gómez Martínez quien el 25 de enero de 2018 lideró un grupo paramilitar que llegó fuertemente armado hasta el caserío de LA GUARIPA en la mojana Sucreña y masacró a TRES humildes campesinos con quienes él y su tío Wilian Martínez sostienen una disputa por más de 600 hectáreas de tierras.

No era la primera vez que tío y sobrino delinquían juntos, ambos se robaron más de 200.000 millones de Comfasucre y es con ese poder económico que han logrado sobornar a funcionarios de la fiscalía general de la nación y mantener a la masacre de LA GUARIPA en total impunidad.

La capital Sucreña está en serio peligro y solo los Sincelejanos con su voto pueden evitar que un asesino se convierta en su alcalde.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *